❯ MOTOCICLISMO

< VolverTodas las Noticias ↓

MotoGP vuelve con el Gran Premio de San Marino y afrontará un nuevo triplete

Tras dos semanas de descanso, el Mundial de MotoGP pone rumbo al circuito de Misano para arrancar un nuevo triplete de tres fines de semana consecutivos de carreras. El primero será el Gran Premio de San Marino, después habrá una segunda prueba en el mismo trazado italiano y Montmeló cerrará el hat-trick.

El Mundial de MotoGP se vuelve a poner el mono de trabajo para arrancar otro triplete que empezará con dos pruebas en el circuito de Misano y terminará en Montmeló. Tras dos semanas de descanso, este fin de semana llega el Gran Premio de San Marino que supone la séptima prueba para las categorías de Moto2 y Moto3 y la sexta para los pilotos de MotoGP.

Con la ausencia de Marc Márquez, piloto que cuenta con más victorias en Misano (6), habrá que ver quién se sube a lo más alto del podio en un campeonato de sorpresas. Las Yamaha normalmente funcionan bien en el trazado italiano y aunque la última victoria fue de Valentino Rossi en 2014, es la fábrica con más triunfos en esta pista con un total de seis victorias.

Para Álex Rins (Hawkers) su mejor actuación con Suzuki en este trazado fue en 2018 con un cuarto lugar y desde entonces, para ver un buen resultado del equipo de Hamamatsu había remontarse hasta 2008 con Chris Vermeulen (3º). Rins rompió con la mala fortuna de la fábrica azúl en la pista de Emilia-Romaña, aunque todavía espera subirse al podio.

La temporada de Rins empezó con una lesión como protagonista que le dejó fuera de la primera carrera del año. Con esfuerzo y pundonor volvió en Brno donde cruzó la línea de meta en una magnífica cuarta posición luchando por el podio hasta el final y llegando al box con lágrimas de dolor en sus ojos. En Austria 1 se fue al suelo, por fortuna sin consecuencias graves y en Austria 2 terminó 6º. Ocupa la décimo tercera posición en la clasificación general con tan sólo 29 puntos que no ser de lesión, serían muchos más.

La vuelta de Pecco

Otra temporada mermada por lesión ha sido la de Pecco Bagnaia. Cuando estaba mostrando su mejor versión con la Ducati en las dos primeras carreras inaugurales, una dura caída en la FP1 de Brno le obligó a perderse tres citas de este mundial atípico. En Misano, Gran Premio de Casa para él, vuelve con más ganas que nunca de subirse a la moto y seguir dando guerra. Además, está ante la oportunidad de hacerse con el asiento que ha dejado Petrucci en el equipo oficial de la fábrica italiana. Según su entorno, su futuro está al 80% en el equipo oficial y a un 20% que sigue en Pramac. Estaremos atentos de cómo termina.

Bagnaia se dejó ver en las posiciones delanteras de la categoría reina esta temporada en el circuito de Jerez. En la primera cita terminó en la cuarta posición y en la segunda se fue al suelo tras lograr clasificarse tercero en la qualy del sábado. Una mejora muy significativa teniendo en cuenta las dificultades que tuvo el año pasado en su adaptación a la MotoGP y lo complicado que es pilotar una Ducati. Habrá que ver si este fin de semana, el dolor le deja volver a estar arriba.

TODAS LAS NOTICIAS
< Volver